Libélulas en la piel

Aprendiendo a bailar bajo la lluvia…

Un año volando

2 comentarios

Hoy mis Libélulas cumplen un año. Un año volando y descubriendo nuevos paisajes, compartiendo con vosotros cada revoloteo fugaz de estas alas cosidas a fuerza de tesón. Un año duro, difícil, pero que me ha hecho crecer, avanzar, y sobretodo, aprender.
Inicié este paseo buscando un rincón donde ser yo, sin más ropa que mi piel, sin tabúes ni miedos. Una senda en la que caminar y tropezar, perderme para poder encontrarme, arañar mis entrañas y convertir la ponzoña en belleza, en magia positiva que elevara mi vuelo.
Durante este año han pasado muchas cosas, he vivido experiencias que me han convertido en al mujer que soy ahora, la que está sola sentada frente al ordenador, orgullosa de poder disfrutar de su soledad sin culpar al cielo de tan desdichada posición. Han habido abandonos que he tenido que aceptar como partidas sin retorno hacia algún lugar mejor, despedidas que con el tiempo se han convertido en fiestas, invitados incondicionales siguen estando cuando se para la música, musas verdes y efímeras que todavía llenan algún huequito olvidado. Un sinfín de de situaciones y personajes, de actos absurdos en esta obra en la que nunca se baja el telón.
Y estáis vosotros, los que habéis confiado en mí, los que me habéis proporcionado palabras de aliento, por los que nunca tiro la toalla.
No sé por que cielos volaran mis libélulas este año nuevo que empieza para ellas, si habrán conseguido madurar a fuerza de tocar el suelo, o si seguirán siendo errantes erráticas en busca de su puerto, pero si algo tengo claro, es que he decidido disfrutar de su vuelo. Y que sea el destino, o las estrellas o mis propios pies los que elijan el camino, la vida las situaciones y la suerte mis compañeros. Prometo viajar ligera, por que he aprendido a soltar lastre, intentar ser mejor persona sin perderme en sueños ajenos, seguir siendo yo, una versión mejorada, una Sara 2.0, aunque sin dejarme vencer por los anhelos de perfección de todos aquellos mediocres que sólo buscan la excelencia para ocultar sus partes más oscuras, sin entender que sólo enfrentándote a tus miedos podrás vencerlos.
Os doy las gracias por ser maravillosos compañeros de baile, a todos los que decidís perder unos minutos de vuestro tiempo en cantar mis letras, sin vosotros, nada de esto hubiera sido posible.
Espero seguir cumpliendo años a vuestro lado.

Anuncios

Autor: sarasanmi

Obstinada y alegre, aunque a veces me pierda en mi propia melancolia. Libélula recién salida de la larva, bailo volando con aleteo firme y decidido.

2 pensamientos en “Un año volando

  1. Felicidades, Sara!
    Esa nueva versión va a estar muy mejorada, porque, como dices, nadie más que nosotros somos los dueños de nuestro destino y tú con el aleteo firme y decidido y tu risa bailarina, estoy segura de que lo has comprendido.
    Me alegró encontrarte y seguirte en tu vuelo.
    Un abrazo de los grandes…

    • Muchas gracias Maria por tus palabras, como siempre un aliento e impulso en mis vuelos!!
      Es difícil encontrar el camino y mucho más si no te has perdido antes, pero al menos, seguiremos intentNdolo sin parar de bailar!!!
      Un Abrazo fuerte!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s